Acreditación, ¿qué es, qué no es y qué hay después? Una revisión de conceptos claves relacionados con el proceso de acreditación del Programa de Ingeniería de las Telecomunicaciones

A finales del año 2015, el Programa de Ingeniería de las Telecomunicaciones de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) recibió, finalmente, la visita de las dos agencias acreditadoras encargadas de garantizar y verificar la validez de la información brindada en el informe de autoevaluación, el cual fue elaborado en conjunto con los stakeholders del Programa: estudiantes, docentes, graduados, personal administrativo, comité consultivo y autoridades. Sin embargo, surge la siguiente interrogante, ¿por qué someternos a un proceso de acreditación y por qué ante estas agencias acreditadoras?

La respuesta a la primera pregunta cae por su propio peso; la acreditación de un programa académico, el reconocimiento público por parte de una agencia acreditadora de la calidad académica ofrecida y del cumplimiento de los objetivos declarados por la institución de educación superior.

Sobre los evaluadores externos, el primero de ellos es ABET de Estados Unidos de Norteamérica (Accreditation Board for Engineering and Technology) es una organización no gubernamental reconocida por el Council for Higher Education Accreditation (CHEA) y se encuentra especializada en acreditar programas que ofrezcan el grado académico de bachiller en las áreas de ciencias aplicadas, computación, ingeniería y tecnología en ingeniería. ABET asegura que un programa de la universidad cumple con los estándares de calidad de la profesión para la que ese programa prepara a los graduados. El otro es ICACIT de Perú (Instituto de Calidad y Acreditación de Programas de Computación, Ingeniería y Tecnología), miembro provisional del Washington Accord, un acuerdo que integra a organismos de acreditación especializados en programas de ingeniería. La acreditación con ICACIT es una forma de asegurar la calidad, así como una declaración a la comunidad profesional y la sociedad en general de que el programa cumple con los estándares de calidad establecidos por la profesión.

No obstante, es importante no confundir el proceso de acreditación con los procesos de licenciamiento y certificación de los cuales se encargan a nivel local otras entidades:

  • Licenciamiento: Proceso obligatorio (contrario a la condición de voluntariedad de la acreditación) mediante el cual la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria (SUNEDU) se hace responsable del licenciamiento para ofrecer el servicio educativo superior universitario.
  • Certificación: Proceso que evalúa un servicio respecto a unas normas (contrario a la condición técnica y profesional que evalúa la acreditación).

Finalmente, ahora que me evaluaron ABET e ICACIT, ¿cuál es el siguiente paso?

Sin título

Figura  1. Fases de la acreditación

De acuerdo con la Figura 1, a la fecha, nos encontramos a la espera del dictamen final de acreditación tanto de ABET como de ICACIT, los cuales deberían ser recibidos a finales del mes entrante. Sin embargo, independiente de estos, es pertinente recordar que estamos dentro de un proceso de mejora continua que busca recabar oportunidades de mejora en aras de ofrecer una educación de calidad a nuestros egresados, quienes son finalmente la carta de presentación y fruto de nuestro trabajo ante las empresas.

Un pensamiento en “Acreditación, ¿qué es, qué no es y qué hay después? Una revisión de conceptos claves relacionados con el proceso de acreditación del Programa de Ingeniería de las Telecomunicaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *